¿Conectados… o desconectados?

Puff… Cuántas veces haremos esto al día… Nos
hemos acostumbrado tanto que seguro ni nos damos cuenta. Nos aislamos tras
nuestros móviles, tablets, consolas … Ya no es que no escuchemos a los demás,
sino que ni siquiera estamos presentes. ¡Quedamos abducidos!  Y de todas
esas veces, cuántas serán haciéndolo de manera provechosa, que por lo menos nos
sirva de algo.
Este anuncio nos traslada a esas situaciones
cotidianas, que seguro tenemos mínimo una al día y, nos hace ver lo que nos
perdemos y lo bien que podríamos disfrutar el momento sin estos aparatitos.
Que nos encantan y nos son de mucha utilidad,
¡claro que sí! Pero prioricemos y gestionemos  bien el tiempo para
no caer en la trampa. No vayamos a dar la impresión equivocada y se olviden de
nosotros también…

Autor entrada: admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *